Francisco de Acuña de Figueroa: el poeta masón que compuso dos himnos

A L.·. G.·. D.·. G.·. A.·. D.·. U.·.
Libertad Igualdad Fraternidad

Francisco de Acuña de Figueroa: el poeta masón que compuso dos himnos

René Fuentes

 

      Francisco Acuña de Figueroa (Montevideo, 1790-1862) fue un poeta y masón uruguayo (miembro de la Logia “Asilo de la Virtud”, fundada en 1832) muy singular.

     Quizás, las más discordantes de sus singularidades son las persistencias que han dejado en el tiempo dos facetas de su obra: como poeta se destacó por composiciones literarias de tono humorístico y satírico; como poeta, además, perdurará por el singular privilegio de haber escrito la letra de dos himnos nacionales: el Himno Nacional de Uruguay y el Himno Nacional de Paraguay.

Semblanza histórica

       El pasado 25 de agosto, WWW.GADU.ORG publicó un comunicado para conmemorar otro aniversario de  la  Declaratoria de la independencia, en 1825. Documento a través del cual la Provincia Oriental proclamó 3 leyes: una que marcó su independencia del imperio de Brasil (Ley de Independencia); otra que proclamó la integración de la Provincia Oriental a las Provincias Unidas del Río de la Plata (Ley de Unión);  y otra ley que estableció como pabellón de la Provincia Oriental la bandera tricolor: celeste, blanca y punzó, donde reza la consigna “Libertad o Muerte”.     

Francisco de Acuña de Figueroa (1790-1862).

Francisco de Acuña de Figueroa (1790-1862).

        En ese comunicado hicimos notar que hubo y hay varias relaciones numerológicas que podrían interpretarse con un valor masónico (por la intención, el sentido y el significado con que han trascendido en el tiempo). Por ejemplo, y partiendo de lo escrito en ese comunicado: “las deliberaciones del congreso tuvieron lugar en el paraje de la Piedra Alta, 3 fueron las leyes que iluminaron este cambio histórico, reconocido como la continuación de la campaña libertadora que dio comienzo el 19 de abril de 1825, con el desembarco de los 33 Orientales [que, como se sabe, no eran 33 ni todos orientales]. 3 años más faltaban para la declaración de la independencia (1828). 3 años faltaban también para que, luego de la Jura de la Constitución del 18 de julio de 1830, el poeta y Hermano masón Francisco Acuña de Figueroa  viera convertirse su himno en el Himno Nacional, el 8 de julio de 1833”.

        Himno que, finalmente, fue adoptado oficialmente por el presidente Fructuoso Rivera, el 8 de julio de 1845. De la letra original y la posterior versión vale tener en cuenta, como refiere María José Larre Borges, en Textos temblad. El Himno Nacional: de poesía a canción, modos de apropiación, citando a Lauro Ayestarán (1978): “Los himnos nacionales (…) no son hechos estéticos químicamente puros; es decir, no nacen de una individual intuición creadora que una vez fijada en sonidos no acepta superación”. Son también cantos circunstanciales, imperfectos, eclécticos, pero que cimentan y de algún modo guían el destino de una nación naciente y de otros periodos venideros.

        Es quizás por eso que desde el poema inicial escrito por Acuña de Figueroa hasta el Himno Nacional oficial que ahora se canta hay variaciones; cambios en la letra y en las connotaciones que este himno transmite. Por ejemplo, no siempre estuvo en la letra la frase  “¡Tiramos temblad!”; frase que también se repite tres veces, pero, desde entonces, cada generación la canta con un sentido único.

        A fin de cuentas, hay que comprender que “cuando en Europa surge con huracanada vehemencia la revolución romántica, en la ciudad letrada americana se impone como variable literaria ‘culta’ el neoclasicismo, que toma a menudo la forma de la poesía patriótica, traducida en odas e himnos heroicos sobre hechos de las guerras de la independencia” (Larre Borges, 2012).

El poeta masón

      Acuña de Figueroa también se destacó por el gran valor,  masónico y gnoseológico con que trató de conocer el mundo y constituirlo también por la estima y la difusión del conocimiento. No por gusto, a su regreso a Uruguay, fue, entre otros cargos, director de la Biblioteca Nacional desde 1840 hasta 1847.

Facsímil Himno República Oriental del Uruguay.

Facsímil Himno República Oriental del Uruguay.

Facsímil Himno República Oriental del Uruguay.

Facsímil Himno República Oriental del Uruguay.

      Literariamente, asimismo, fue y podría ser cuestionado; como lo hizo Zum Felde, pero como el mismo Zum Felde reconoció: Por entonces, “las estrofas que se escribían eran gritos de dolor ciudadano. Las rimas combatían como las espadas”, también así eran muchas de las composiciones de Acuña de Figueroa.

      Habría que valorar, además, que Acuña de Figueroa escribió un himno desde la continuidad de una tradición, como se señala en El Himno Nacional de la República Oriental del Uruguay, composición poética de Francisco Acuña de Figueroa y se reproduce en la siguiente cita:

      “Eustaquio Tomé (1945, 5-16) distingue como antecedentes del Himno Nacional: la ‘Marcha Oriental’ (1811) y el ‘Himno Oriental’ (1816), ambos de Bartolomé Hidalgo; las tentativas hímnicas de Francisco Acuña de Figueroa (1829 y 1830); la ‘Canción Patriótica’ (1830); y el ‘Himno Nacional’ (1833), de Francisco Acuña de Figueroa. La ‘Marcha Oriental’ (1811) fue escrita por Bartolomé Hidalgo, y registrada en ‘El Parnaso Oriental’.

      Se trataba de una lírica exhortación al movimiento revolucionario de 1810. Sus versos registraron por primera vez la exclamación ‘¡Orientales!’. (…) El ‘Himno Oriental’ (1816) fue también escrito por Bartolomé Hidalgo y publicado en ‘El Parnaso Oriental’. Fue compuesto en julio de 1816, al tener conocimiento de la invasión portuguesa. Emplea el mismo verso y la misma distribución de la rima, pero ésta es perfecta, aconsonantada en todas las estrofas.

      Francisco Acuña de Figueroa compone en 1829 una canción llamada ‘De los Treinta y Tres’. En los años 1829 y 1830 realizó tentativas para que alguna de ellas fuese adoptada por el gobierno como “Canción Nacional”. Sin embargo, los poderes públicos no atendieron a las súplicas del poeta. (…) La letra del Himno Nacional, como sostiene Eustaquio Tomé (1945, 114), hace referencia a importantes hechos históricos y a obras literarias”.

        Como otra manera de fijar esas esencias, patrióticas y simbólicas, el Himno Nacional de Uruguay, desde 1833 y para siempre, en sus 3 últimos versos se repite 3 veces Libertad. Y en la letra del Himno Nacional de Paraguay esto también se hace notar, porque aunque Acuña de Figueroa escribió ese himno aprovechando la visita en Montevideo de emisarios del presidente paraguayo Carlos Antonio López, en mayo de 1846 (o sea, cuando ya era oficial “su” himno nacional uruguayo) y aunque se lo dedicó en su honor, hay también en esta letra y en sus versos más perdurables otra manera de expresar y extender a la sociedad toda la envergadura y la vigencia del lema masónico, cuidadosamente diseminado: “Paraguayos, ¡República o muerte!, nuestro brío nos dio libertad; ni opresores, ni siervos alientan, donde reinan unión e igualdad”. Una vez más, como en el Himno Nacional de Uruguay, el valor de la Libertad se sobrepone a la muerte. Y, en este caso, la “unión” es sinónimo de Fraternidad.  Y la Igualdad, aunque en otro lugar de la trilogía, de todos modos es directamente expresada.

        Es como si entre humor y solemnidad, sociedad y Orden, patria y realidad nada hubiese sido ajeno a los trabajos públicos y de mejoramiento personal que afrontó este masón que vivió el tránsito del colonialismo a la independencia, de la provincia a la nación. Pero que en todo momento, tuvo y mantuvo un camino, despejado del embrutecimiento y las liviandades de la ignorancia y la penumbra.  

       Por eso, abrazado en verbo y cuerpo al mandil, se abrió paso también con sus versos diciendo: “No me place, en realidad / Ceremonia en que no veo; / Yo, á fuer de masón, deseo / La luz, no la oscuridad”.

Referencias:

  • Acuña de Figueroa, Francisco, en línea: http://www.portalguarani.com/
  • El Himno Nacional de la República Oriental del Uruguay, composición poética de Francisco Acuña de Figueroa. En línea: www. uruguayeduca.edu.uy.pdf
  • Independencia del Uruguay 25 de agosto–Adhesión GADU. En línea: www.gadu.org
  • Larre Borges, María José (2012). Textos temblad. El Himno Nacional: de poesía a canción, modos de apropiación. En línea:  http://www.aplu.org.uy/wp-content/uploads/2010/04/Larre-Borges.pdf
  • La vida masónica de Francisco Acuña de Figueroa, en línea: http://uruguaysecreto.blogspot.com/

 

 

One thought on “Francisco de Acuña de Figueroa: el poeta masón que compuso dos himnos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *